Redes de sensores inteligentes (Smart Grid Sensor)

Desde los inicios de la automática ha sido necesario diseñar y construir sensores para medir magnitudes físicas o químicas y convertirlas en señales eléctricas interpretables por un dispositivo controlador.

Su evolución durante el siglo XX ha sido espectacular hasta llegar hoy en día a lo que se conoce como redes de sensores inteligentes o smart grid sensors.

Un sensor inteligente se trata de un dispositivo compuesto, como es obvio, por un elemento sensible, además de la electrónica necesaria para pre-procesar la señal y transmitirla mediante tecnología inalámbrica.

Sus aplicaciones potenciales son prácticamente ilimitadas en campos tan diversos como:

  • Automatización industrial
  • Hogares inteligentes
  • Vídeo-vigilancia
  • Monitorización del tráfico
  • Monitorización de dispositivos médicos
  • Monitorización meteorológica
  • Control de tráfico aéreo
  • Etc

Pero aún hay más. Su implementación resulta muy rentable debido al ahorro de cableados e instalación además de que su consumo energético es realmente bajo debido a que no se trata de una red activa al 100% transmitiendo a un servidor central, si no que existe una comunicación interna entre los sensores para autorregularse y decidir cuándo transmitir.

Monitorizar para prevenir

En el campo de la automatización industrial se encuentra una aplicación muy atractiva de las redes de sensores inteligentes. Posibilita monitorizar un sistema para programar un mantenimiento correctivo en intervalos de tiempo lo más eficientes posible y con la seguridad de realizarlo antes de un posible fallo que ocasione una costosa parada en la actividad diaria.

Un caso de éxito implementado por Ingenieros Asesores S.L. es la monitorización remota y control continuo de las deformaciones de cintas transportadoras de mineral.

Las largas cintas transportadoras de mineral representan un eslabón clave en la cadena productiva de una industria porteando la materia prima para su posterior transformación en manufactura, energía…

En su funcionamiento normal estas cintas se van deteriorando y estirando hasta su rotura, lo que provoca una avería grave que conlleva posibles accidentes laborales y grandes costes económicos principalmente por dos razones:

  • La detención inesperada del proceso productivo y parada de la actividad diaria normal.
  • La reparación de la avería en sí que puede prolongarse varias jornadas.

Para evitar esto se ha ideado un sistema de monitorización con sensores inteligentes que controlan en tiempo real las deformaciones de la cinta transportadora. De esta manera el departamento de mantenimiento conoce en todo momento el estado en el que se encuentra la estructura pudiendo adelantarse a las averías y programar intervenciones correctivas.

El caso de este proyecto es simplemente un ejemplo de cómo usar la ingeniería para aplicar los medios ya existentes y conseguir un nivel de fiabilidad y eficiencia muy alto en cualquier actividad industrial con unos costes realmente contenidos, sobre todo si el sistema de monitorización y control se incluye ya desde un principio en la fase de proyecto de la instalación.

En Ingenieros Asesores tenemos amplia experiencia demostrada en el campo de la monitorización y la prevención. No dude en consultarnos a la hora de diseñar y construir una instalación industrial o adaptar su empresa al siglo XXI y conseguir la máxima eficiencia productiva.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *